jueves, 22 de marzo de 2012

La pasión que habita tu cuerpo.

Una luz se esconde tras tu sombra,
espíritu del día
que se cierne sobre la inmensa noche;
dulzura,
contémplame pasar sobre los luceros
que habitan el cielo, que viven
en tu piel suave, transparente.


No existen límites para tu mirada,
ni siquiera podría imaginar fronteras
capaces de encarcelar aquella pasión
que vuela entre sueños y más sueños
donde escapa libre
con el silencio.




Por: Jorge Villalobos Portalés.

3 comentarios:

  1. Este poema sin rimas aparentes y con métrica libre me gusta, soy partidario de la "poesía libre", además creo que, contra lo que se puede pensar, es más dificil así, sin normas. Las normas lo hacen todo más fácil, solo hay que obedecer.
    Al hacer este poema solo has obedecido a tus sentimientos, a tus ideas, a tu creatividad.
    Por eso te felicito Jorge!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias Jose María! y tienes razón, además de que yo escribo poemas en verso libre o con rima porque la poesía lo compone su conjunto, como si es libre o no, también me gusta escribir mis delirios poéticos donde esta todo estructurado y con normas. El poema es quien se determina y el poeta tan solo lo escribe.

      Eliminar
  2. Sin límites , ni fronteras, puro sentimiento, el que habita en él , el que sueñas, el que nos transmites , el que nos llega a tus lectores con determinación .Muy bello! Un Saludo Jorge.

    ResponderEliminar