martes, 24 de julio de 2012

Mi Paseo Marítimo


El albero serpentea entre el terciopelo del atardecer,
acompañado por el aleteo de dos pájaros de sombra.
Un horizonte de niebla engulle el último hálito diurno, 
con risas de luna y suspiros de brisa.

Dejando sus huellas en la arena teñida de plata,
una mujer joven, ansiosa de mar y salitre,
camina silente vertiendo en las olas su viejo cansancio
y sus sueños de tierras lejanas.

El perro que ladra, un niño que llora, las luces del puerto,
el faro que late sediento de barcos,
sirenas lejanas que evocan dolor y tristeza,
la leve caricia del viento en mi cara.

Paseo marítimo de Marbella,
caracoleando por el silencioso transcurrir del verano. 
    

10 comentarios:

  1. Una mujer joven derramando su cansancio viejo...

    No sé por qué, pero encuentro muy significativo este gesto. Supongo que tu intención es otra, pero lo veo como un símbolo de que la edad física no se corresponde con la ilusión con la que se afronta las cosas. No es lo mismo ver el mar por primera vez que verlo a diario.

    Y, por lo demás, una descripción metafórica de la noche en la playa, serena y tranquila que se transforma en la época estival con faros hartos del ruido de las terrazas que se pregunta si realmente todo es tan negro como lo pintan...

    ResponderEliminar
  2. No le busques tres pies al gato. Esa mujer podría ser, por ejemplo, una chica rumana atrapada en la costa, que va a relajarse a la playa después de
    trabajar 12 horas en el hotel de lujo...
    Gracias por tu comentario.
    A ver si vuelvo al blog, poco poco...

    ResponderEliminar
  3. JL, sin buscar tres pies al gato me ha encantado este poema, muy bueno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mandee? no entiendo na.....

      Eliminar
    2. Desde que no le busco tres pies al gato, creo que quiere decir, Tyson vs Micke, pero no me hagas mucho caso...

      Eliminar
    3. Te lo dije. No me hagas mucho caso. Los efectos de la bipolaridad sigeun latentes.

      Eliminar
  4. Muy bueno tu poema. Te pido disculpas pues me llevo del Paseo Marítimo, los dos pájaros de sombra para casa. Me gustan mucho.

    ResponderEliminar
  5. Pues t'as llevao dos rusos de la mafia...

    ResponderEliminar