martes, 17 de julio de 2012

Chico conoce chica, o del Génesis en miniatura.




En el principio sólo había sombras, oscuridad, vacío...  La luz se hizo apenas ella entró en el café, y él no pudo otra cosa más que comenzar a enamorarse.  Y si bien ella tardó tan sólo unos segundos en sentarse a la mesa, sonreír y decir su nombre, (se podría escribir, sin exagerar en lo más mínimo), que mucho tiempo antes de que ella hablase, él ya había terminado de enamorarse y también de intuir que su vida había cambiado para siempre.  Cuando ella lo miró a los ojos, las tinieblas de las dudas sobre el compromiso y la libertad, hacía ya rato que habían desaparecido.  No deja de ser algo curioso que, a pesar de que sentía que la tierra se movía bajo sus pies, él estaba seguro de que la había encontrado, de que ella era Ella.  En esa situación, es fácil comprender que él no se hubiese dado cuenta de que los peces comenzaban a habitar las aguas y las aves a surcar los cielos.
Gustavo

10 comentarios:

  1. El amor es una fuerza "idiotizante" a la que todo el mundo es adicto. Cuando entras en su portal, solo existe el color rosa, el cielo azul y la paz del alma. Conforme empiezas a subir, vas viendo, desde las alturas, que hay más cosas, pero como estás encima, eres superior, y puedes con todo. Y cuando llegas a la azotea, caes, te das un golpe de cinco estrellas y te das cuenta de que todo ha seguido su curso, los peces, los animales terrestres, las aves y las personas.

    Quizá el final no concuerde con tu escrito, que por cierto, me ha parecido magnífica la idea de un génesis en un tiempo avanzado con café y encuentro casual. Pero suele suceder que mientras más alto subimos en el edificio "amor" más fuerte es el golpe cuando caemos.

    Un saludo Gustavo. Y espero que sigas poniendo cosas tan interesantes como éstas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto eso de que el amor nos hace un poco tontos, o de su efecto idiotizante. También es cierto que parece un viaje a lo más alto y luego puede llegar la caída. Pero sólo en lo alto o en la caída: estamos realmente vivos.

      Eliminar
  2. El enamoramiento es una bella flor que hay que buscar muchas veces a borde de un precipicio.

    ResponderEliminar
  3. Breve, pero intenso. Me ha gustado mucho el paralelismo entre el enamoramiento y la creación del génesis. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Fanathur y creo que hasta muy pronto.

      Eliminar
  4. Actualizando,
    de manzana a café,
    prohibitivos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bueno Hugo. Superlativamente.

      Eliminar
  5. Me encantó, te he oído leerlo Gustavo, y especialmente me gustó ese final de peces habitando las aguas y aves surcando cielos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Sí el micro fue bueno, el auditorio fue un lujo.

      Eliminar