viernes, 22 de marzo de 2013

Nueva York es así

En Nueva York el asfalto
huele a ruido, a movimiento;
es una línea en el plano,
que se quiebra sobre el cielo.
Se hizo una herida en el centro
de verdes, flores y viento.
Sostiene en sus brazos fuertes
todos los pasos inquietos
de las gentes que allí viven,
por mas tiempo y menos tiempo.
Forma calles en cuadrados
por ser sin dejar de serlo,
y en los días de mas frío
se vuelca incluso en el río
y se arrastra hasta la estatua
donde se yergue sereno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario